La música de mi vida: A sky full of stars

A menudo, pienso en las diferentes perspectivas que tenemos a nuestra disposición para observar nuestra realidad. Me ocurre en concreto con la música.  Así, encuentro algunas canciones de amor de pareja que podrían, fácilmente, interpretarse como de amor universal si tan solo ampliáramos nuestra mirada, si nos saliéramos del clásico romanticismo y viéramos más allá del  tú-yo.

La canción de Coldplay que comparto hoy, “A sky full of stars”, contiene estas dos perspectivas. Así que te invito, si así lo deseas, a escucharla desde un espacio interno amplio. A escucharla como si fuera un canto para ti de la mismísima Vida.

Y comenzamos con la canción, que dice cosas tan interesantes como:

“Porque eres un cielo lleno de estrellas voy a darte mi corazón.”

Esta es la primera línea de la canción. Y aquí comienza nuestra decisión. Si la interpretamos en clave de pareja, a partir de ahora tomamos un camino concreto. Si la interpretamos como si la vida misma nos lo dijera, la canción entera se transforma.

Vamos con mi interpretación, según la cual, la existencia misma te reconoce como un cielo lleno de estrellas y te da, por lo tanto, su corazón de existencia: tu vida. Vives.

Seguimos…

“Porque eres un cielo lleno de estrellas, y porque iluminas el camino”

Y, a partir de lo anterior, queda clara de repente una de las respuestas que la humanidad se ha planteado desde el origen de los tiempos: ¿Quién soy? Pues está claro: la vida reconoce mi existencia como pura vida, como un cielo lleno de estrellas, como el universo que soy… y, por lo tanto, ilumino el camino. No porque haga nada. Sencillamente porque mi naturaleza es iluminar.

Y seguimos…

“No me importa, adelante. Destrózame. No me importa si lo haces. Porque en un cielo lleno de estrellas creo haberte visto”

A mí esta parte, vista desde la misma clave, me encanta. La vida te dice no me importa. Destrózame. Recházame. Yo sé lo que eres: eres un cielo lleno de estrellas. No importa lo que hagas, te seguiré reconociendo por lo que eres. Eso es inmutable. Yo te he visto, y te reconozco por lo que eres.

Y terminamos…

“Eres un cielo lleno de estrellas. ¡Qué visión tan celestial! ¡Eres tan celestial!”

Y así es. Un cielo lleno de estrellas. Recuerda quien eres, lo que eso significa y la inmutabilidad de eso independientemente de lo que digas, pienses, sientas o hagas. Disfruta de ser lo que eres. (Sobre todo, si eres mamá 😉 ).

Y, ahora, la canción:

Recibe, cielo lleno de estrellas, un gran abrazo.

Imagen realizada por Bob Star


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s