La música de mi vida: Somos uno

La música ha sido y es para mí tanto que no hay palabras que puedan describir, con precisión, lo que siento al escucharla.

Sé que esta es una afirmación que muchos de nosotros podríamos pronunciar sin que asome duda alguna a nuestra mirada. Por mi parte, la he plantado en mi interior (porque las palabras también se pueden plantar y regar) y ha brotado en una forma curiosa: me nace, desde este espacio virtual, hacer un homenaje a esto que ha sido, para mí, tan importante: la música.

Y voy a comenzar esta nueva andadura con Axel Fernando y su Somos uno (en la versión que adjunto la canta con Abel Pintos). Me parece fantástico, sorprendente y maravillante que exista una canción comercial así.

La canción empieza fuerte:

“Yo soy lo que soy, no soy lo que ves”

Eso solo te ahorra años de meditación. Puedes parar ahí la canción y quedarte sintiendo lo que significa, lo que implica. “Yo soy lo que soy”. No puede ser más simple. No puede ser más cierto. Cuando me paro a respirar esas palabras, a hacerlas mías, siento tanta paz… tanto no tengo que hacer nada, ni tratar de hacer nada, ni intentar ser mejor, ni ser distinto a lo que soy… Porque soy lo que soy y punto, me atrevo a añadir.

Y luego está la segunda parte: “No soy lo que ves”. No puedo ser lo que ves, porque lo que ves es solo una parte de mí que, además, es tan superficial, tan alejada de todo el universo interior que habita tras esta barrera de carne… Es una obviedad que “no soy lo que ves”, ¡pero viene tan bien oírlo y recordarlo de vez en cuando! Y, si nos sentimos lo suficientemente valientes, giramos un poco más la tuerca y nos damos cuenta de que los demás tampoco son lo que vemos… Pero eso es otro capítulo.

Y seguimos…

Me encanta la frase “Hoy tan solo soy este amanecer”. Me encanta porque apunta a este instante presente. Imagina que, contemplando el amanecer, tú solo eres eso, ese instante. Cuánta simplicidad, pero cuánta vida y completitud al mismo tiempo…

Y seguimos…

“No hablo solo de mí, cuando digo que soy. Te hablo de ese lugar donde nace el amor que sueñas.”

Ser: espacio en el que habita el amor con el que todos soñamos. Como definición, me gusta.

Y seguimos….

“Somos tan distintos e iguales… Somos el que siente y el que no está… Somos tan distintos e iguales… Todos somos uno con los demás”

Me parece una de las formas más bonitas en las que yo he visto expresada la unidad. Y redefinimos “Ser”:

Ser: espacio en el que habita el amor con el que todos soñamos. Ese amor que nos engloba a todos y en el que todos somos uno y el mismo amor, lo sepamos o no.

Y la canción es tan grande, que encuentra la forma de darnos un ejemplo fantástico de esta definición:

“Todos somos uno: el lobo, el cordero y el mismo Dios.”

Llegados a este punto, creo que se me nota la pasión que siento por esta canción y por qué he decidido abrir esta sección en este blog. Hay camino para andar, y seguiré compartiendo. Pero, por ahora, les dejo -nada más y nada menos- con la canción:

Espero que la hayan disfrutado, como mínimo, la mitad que yo.

 

Imagen realizada por imelenchon


2 respuestas a “La música de mi vida: Somos uno

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s